¿Te has planteado que la mayoría de las veces que nos preocupamos suele ser por cosas que no han ocurrido y es muy posible que nunca lleguen a ocurrir?

Deja un comentario